El mejor regalo que me ha dado la Abuela en Nochebuena

Foto: http://lyzvamp.batcave.net/

La cena del día de navidad, tenía como finalidad que nos encerraramos en casa del abuelo por horas a verlos jugar cartas, esto fue los primeros 15 años de mi vida aproximadamente, hasta que este se muere el abuelo, mal plan, lo que sigue el estar en casa juntos, claro está hasta que se va la madre de la casa, lo que sigue es festejar en casa de la madre, hasta el día de su muerte, que dicho sea de paso no se ha dado. Como sea, la navidad más especial es la del año 1998 cuando muere la madre adoptiva de la madre, o sea, la Tía Abuela Cristina.

La Tia Abuela Cristina Serrano, tiene la particularidad (tiene porque todavía se me aparece) de ser de esas abuelas de cabello cano y cara amable, pero solo la cara porque era muy cabrona, no tan cabrona como Catalina (La Grande, Abuela paterna que me sentaba en sus piernas para decirme que no era su nieto, y si, no lo he superado). Tuvo varias hijas extrañas, las tías, simpáticas a su manera, por no decir, bien pinches raras. El asunto de las tías se termina el día que la madre se fué de la casa , porque perdimos toda obligación con la familia materna. Más no con la Madre.

El segundo festejo de navidad que pasabamos en la casa de soltera de la madre, todo era perfecto, bacalao, romeros y toda esa ensalada de manzana hecha para nosotros, por segundo año solo cenabamos padre, madre y hermanos, sin tías, ni primos ni nada, como Dios manda. En eso suena el teléfono, al momento que levantan la bocina, mi natural y bien desarrollado sexto sentido me dice, ya nos chingamos alguien se murió.

Dicho y hecho, que se muere la Abuela Cristina, todos molestos preguntamos que si no podían dejarla en el forense hasta pasar navidad o algo así, y no, ya está el trámite para sacarla, asi que a apagar el horno, cerrar las ventanas y empacar algo de cena que será una larga noche.

Llegamos a la funeraria, después del berrinche de mis hermanos, como a las 11 de la noche, obvio todo mundo llegó en gran jeta pues era nochebuena, eso si todos mundo llevaba sus mejores pintadas de cara y corbatas, como sea, el lugar era una funeraria por la hermana república de Ciudad Azteca, y estaba dentro del panteón, así que nada de tacos ni salidas furtivas al Oxxo, toda la noche ahí sin café pues no creo que la chica del café planeara ir a servirnos café en nochebuena. Llegó la familia con la que tenemos pleito y fue como telenovela barata de esas de televisa, y nos saludamos alegremente, cenamos y con el pinche frío rezamos para que la abuela se fuera al cielo, o algo así.

Lo mejor y lo que hace la mejor de mis navidades (Madre, que me la paso bien pero es que esta es especial por Dios, no me dejes fuera del testamento, Padre, la neta nunca me ha caido bien tu familia así que nunca la pase bien con tu padres y menos con tu hermanos), es que como a las tres de la mañana me salí con mi padre a caminar porque estabamos hartos de todo y caminamos entre las tumbas, en las cuales había tarjetas navideñas musicales, así que el panteón estaba oscuro, frio, y lleno de ruidos navideños. Platicamos de muertos, de lo aburrido de la familia de la Madre y de cadaveres y espectros, así que por primera vez en años hablaba más de dos minutos con mi padre, supongo que eso, además de apestar a muerto, apestaba a que me tendría que llevar bien con mi padre de ese momento en adelante. No todo es perfecto.

Pero pasar la navidad en un panteón, con frío con chamarra nueva y zapatitos nuevos entre tumbas con tarjetas navideñas. Fue el mejor regalo que me ha dado la Abuela Cristina.

Menos mal que quedan:

Tia Yola, Tía Lucia, Tía Norma, Tia María, Tía Lidia, Tía Dolores, Tia Laura, Tía Cecilia, Tía Pinchi-Reina, Tía Pinchi-Audelia, Tio Carlos, Tio Pinchi-Salvador.

Y la probabilidad de que uno de ellos se quede frío, como el pavo, en nochebuena, es respetable.

Lo dudoso es que nos avisen …

Desde los chistes en el funeral del Tio Pepe, de los cuales hasta Tia “Severa” Lola, no pudo evitar reirse, no somos muy respetados para las cuestiones mortuarias, además dice Tía Lucia que es de mal gusto presentarme en casa de alguien dias antes de su muerte por lo que muchas ni me abrirían la puerta si me ven llegar de improviso.

Anuncios

15 comentarios en “El mejor regalo que me ha dado la Abuela en Nochebuena

  1. la verdad es que es triste tratar de comentarte en este estado , no se donde estàn las teclas , aùn asì , por lo que pùedo deducir de lo que medio leì , pues està cabròn pasar las navidades de esa manera , sì de por sì es un poco extraño pasar navidades medianamente feliz ; asì que pasarla de esa manera pues no me acuerdo , mi tìo murìo en esas fechas pero esramos demasiado pequeños como para darnos cuenta , solo nos rodearon de juguetes para evitar hacer preguntas incomodas sobre porque mi tío no estaba , incomodidad total . aunque eramos más bien chiquillos , aún no había revelaciones con nuestros padres . Aún no eramos asquerosos adultos sin futuro … Escuchando los cardigans como siempre porfin me he comprado el disco . saludos hehehe!

  2. Sergio, no pudo haber sido dicho de mejor forma, la Abuela pardió pero mira que regalote, noche de charla con mi padre, jep, diablos.

    Fgiucich, demonios Fer a veces me dan ganas de decirte Fer, solamente, bueno ya me dí una vuelta y agradezco la felicitación, pasela bien en estos días.

    Carlos, bueno que puedo decir, la abuela era divertida como el abuelo, me imagino que pensaba, es navidad y esos ojetes no van a venir a verme, así que mejor me muero y los junto, ja ja de otra forma nunca hubiera vuelto a saludar a mi malvada Tía María. Y bueno si te contara que hice el funeral de mi otra abuela, la malvada. Que tal, bueno tengop mis comentarios, neto que me gustan pero me compre emerdale y lo escucho más seguido que el último, me gusta pero no se, soy muy recatado y me gustan los tres primeros más.

    Tiene usted toda la razón, pero sabe que fué genial más que genial, soberbio escuchar Stoa, en medio de un bosque con lluvia, valió la pena la neumonía que dicho sea de paso me ataca esta noche, chale…

  3. Mucho gusto Agustín también, bueno que mejor que bailarle para cavar una tumba, y propia lo hace mas tierno, seguro que bailen las tías. Que en mi caso bailar con la mas fea también es bailar con alguna tía.

  4. ¡No se murió en Navidad! Mira que hay que ser contreras. A mi funeral tienes que ir contar chistes, sobre todo ese de las derivadas y las integrales, pero si intentas ponerme una tarjeta musical de Navidad (¿neta había terjetas sobre las tumbas?)… No, todavía no sé qué amenaza surtiría efecto. En un par de viernes vineteros más, tal vez.
    Abrazo, señor.

  5. Si que la abuela se murió a las 8:00 PM justo para arruinar la cena, que chida la abuela, lo malo es que anoche soñe que tenía que ir a ver a la Tia Lola y ni modo, tendré que ir el domingo, chale espero no haga lo que la Abuela. je je. ¿A tu funeral? ouch que violenta, apenas estoy asimilando el de el buen D. y no fuí, no no, el vino nos conservará intactos, al menos unos años. Ja ja lo de la tarjeta estaría chido, que todo el entierro suene, como en la de esa de Juguetes en la que había una cajita de risa dentro del ataud, así una tarjeta con algún vals o algo así. La maldición, no se, pero seguro sería inteligente y divertida, además de macabra viniendo de usted, así que será un gran placer. Pues ¿que le parece hacer un brindis vinetero de 1 hora?

  6. ¿No le digo? Póngase a trabajar en lugar de estar chateando en su blog. Y la maldición podría no ser inteligente, divertida ni macabra, pero seguro efectiva es. Y lo del brindis de una hora suena a bien, pero a complicado también ¿no? O ¿en qué está pensando?

  7. Lo que será Ok, me pondré a trabajar. Ja ja ja, pero si no tenga nada que hacer, ja ja.

    Chilango, no solo pierde, se chinga y se aguanta, neto que si, por eso ya no regresaré otra vez, esto de andar reencarnando me causa problemas además ya vi todo lo veible, lo unico que me perdí fue la crucifixión pero no se puede andar en todos lados.

  8. Neto que es real, por la Abuela, si nos hizo el número en pleno 24, pero no estuvo mal, de todos modos festejamos el 24 al día siguiente, después de enterrarle en medio de una cruda ciudad. nochebuena en 25 y navidad en 26.

    Gracias, y tu también pasala super.

    Un doble abrazo de regreso.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s